La importancia del ejercicio para el mayor

la importancia del ejercicio en los adultos mayores
La importancia del ejercicio en los adultos mayores

Todos perdemos de vez en cuando la motivación para hacer una vida sana y movernos más allá de las tareas cotidianas; pero en edades avanzadas, la importancia del ejercicio para el mayor es enorme, ya que determinará tanto su estado físico como psicosocial. Debido a la merma de sus condiciones físicas y al tener que enfrentarse al hecho de que ya no son capaces de hacer muchas de las cosas que antes sí podían, a menudo  los adultos mayores son reticentes a realizar ejercicio físico. Asumir la pérdida de las capacidades es duro, pero con un poco de ayuda y ánimo por parte de familia y cuidadores, muchos ancianos se animan a incorporar a su vida alguna actividad como yoga, baile, paseos…Todo viene bien, pero si es en compañía de otros mucho mejor. Las actividades grupales llenan la vida de muchos mayores que de otra forma acaban aislándose en soledad y hay que tener muy en cuenta que en esta fase de la vida, los trastornos depresivos por el miedo a la muerte, pérdida de amigos o familiares o simplemente por desánimo, son muy frecuentes. El Cuidado y Bienestar del adulto mayor nunca puede separarse de su estado anímico, ya que éste, influye en su estado de salud general y por supuesto en su percepción de la felicidad que encuentra en su vida.

El ejercicio estimula la circulación, mejora el sistema musculoesquelético, y por tanto la movilidad, actúa sobre la memoria y es un gran agente preventivo de enfermedades neuronales. Controla el peso  y los problemas diabéticos y mejora la autoestima.

Los cuidados no sólo deben estar encaminados a alargar la vida, sino a que esa vida sea agradable y plena.

 www.cuidadoybienestar.es

ejercicio y personas mayores

911860818

 

La importancia de la prevención en la Atención Domiciliaria

Las pautas para la correcta atención domiciliaria evitarán la producción de enfermedades infecciosas en el hogar
Cómo evitar las enfermedades infecciosas en el hogar cuidando a un dependiente

Cuando se cuida de una persona en el hogar no tendremos las mismas condiciones higiénicas y de praxis preventiva que se puede encontrar en un hospital, de ahí la importancia de la prevención en la Atención Domiciliaria, pero con algunas normas, podemos hacer que tanto el lugar de trabajo (el hogar) como los procedimientos de cuidado del dependiente sean lo más seguros posible, y la atención correcta.

 

La prevención sobre el/la trabajadora consistirá en:

-Lavarse las manos tantas veces como el puesto de trabajo requiera.

-No tocarse el pelo con las mano, ni la nariz o sitios donde pueda haber gérmenes.

-Cubrirse siempre las heridas que pueda haber en manos y dedos con vendajes impermeables.

-Tocar los alimentos lo estrictamente necesario.

-No secarse el sudor con las manos, antebrazo o uniforme.

-No hablar, toser o estornudar directamente sobre los alimentos.

-No fumar, comer ni masticar chicle.

-Las uñas deben estar cortadas y bien limpias.

-El uniforme debe estar siempre limpio y con el pelo retirado de la cara.

-No llevar sortijas, pulseras, relojes u otros objetos que puedan ser fuentes de una posible infección.

Sobre el lugar de trabajo:

-Cuidar la limpieza  y el orden.

-Evitar barrer o limpiar en seco

-Utilizar papel de celulosa de un solo uso

-Separar productos de limpieza y ropa en armarios distintos.

-No utilizar utensilios de madera

-Garantizar que los utensilios o superficies que estén en contacto con los alimentos estén perfectamente limpios como encimeras, cuchillos, tijeras, tablas de cortar…

De esta manera evitaremos agravar el estado de la persona dependiente con la aparición de alguna enfermedad infecciosa como la salmonelosis, infección por estafilococos o botulismo.

Por supuesto y, en todo caso,  estará prohibido fumar, masticar o comer en el puesto de trabajo, estornudar o toser sobre el usuario o sus alimentos, cualquier práctica que pueda ser causa de contaminación y la entrada de personas ajenas a la actividad.

www.cuidadoybienestar.es

los cuidados del mayor en el domicilio

La atención domiciliaria y sus normas

 

Las úlceras por presión (UPP)

Los que han cuidado alguna vez de un enfermo encamado o con poca movilidad, saben muy bien qué son las úlceras por presión. Rápidas en salir, muy difíciles y lentas de curar; en ocasiones aparecen incluso tras unos pocos días de hospitalización, y sin ser normalmente muy graves, son terriblemente molestas y añaden dolor y dificultades de movilidad al afectado.

El cuidado de las úlceras por presión
Las úlceras por presión. El blog de Cuidado y Bienestar.

Esta dolencia es  la pesadilla de residencias y grandes dependientes. Por eso es fundamental su prevención.

Las úlceras por presión o escaras, son lesiones que aparecen cuando la circulación se compromete y hay una presión constante en una determinada zona del cuerpo, lo que degrada los tejidos, que acaban ulcerándose.

Los lugares más frecuentes donde se presentan úlceras por presión son las prominencias óseas como codos, talones, caderas, tobillos, hombros, espalda y parte posterior de la cabeza.

A menudo una de las causas de la aparición de las úlceras, es la carencia de proteínas que normalmente existe en la alimentación de las personas mayores, ya que principalmente por falta de apetito o dificultad en la masticación, no suelen comer suficiente carne, huevos o pescado, alimentos ricos en este nutriente.

Para evitarlas o mejorarlas una vez han aparecido es indispensable dedicar ciertos cuidados a la piel; mantenerla siempre limpia y seca, hidratada y dar masajes para estimular la circulación. También es recomendable lavar con jabones suaves y agua templada, así como evitar masajear zonas con prominencias óseas.

Las movilizaciones y cambios posturales también son de gran importancia tanto para evitar su aparición, como para sus cuidados y curación.

  • A los pacientes encamados será necesario realizarles cambios posturales cada 2-3 horas, o al menos moverles alguna zona siguiendo un orden.
  • Si permanecen largo tiempo sentados, es conveniente  siempre que sea posible enseñarles a moverse cada 15-30 minutos.
  • Es importante mantener la alineación corporal para así distribuir el peso de manera uniforme.
  • Hay que evitar el contacto directo de las prominencias óseas entre sí, por ejemplo tobillos, rodillas, etc.
  • Evite el arrastre, si tiene que moverlo pida ayuda a otra persona para no arrastrarlo por la cama.
  • También resulta muy útil el uso de  dispositivos que disminuyen la presión: almohadas de latex, colchones anti-escaras, almohadas, protectores de talones y codos, etc. Aún así, estos materiales suponen una ayuda complementaria que en ningún caso sustituye al resto de los cuidados.

cuidado y bienestar

cuidado de mayores en Madrid

Fisioterapia en el domicilio: Kinesiotape

EL KINESIOTAPE, ese gran conocido 

Recordamos cuando hace unos años David Beckam sorprendió a todos llevando unas vendas rosas en el cuerpo y todo el mundo se preguntaba qué era eso, entonces llevaba un par de años en España. Los tratamiento de fisioterapia ya acompañan al mundo del deporte constantemente, y se ha convertido en imprescindible también para mantener la salud de cualquiera de nosotros, con mayor razón si tenemos cualquier tipo de patología músculo-esquelética.

Actualmente no pasa un día en el que no veamos a alguien con kinesiotape, puede ser un compañero de trabajo al que se le transparenta bajo la ropa, en el gimnasio, por la calle…Esta técnica fisioterápica se caracteriza por la aplicación de una venda con un pegamento especial que aparece en ondas y que mantiene su efecto durante días, además hay que añadir que se quita fácilmente sin dolor ni tirones, pero en realidad su valor reside en la forma de ponerlo.

Esta técnica oriental permite que liberemos espacio en los receptores que hay bajo la piel, mejorando su funcionamiento, también actuará sobre los vasos linfáticos superficiales. Por su facilidad de aplicación, esta técnica se adapta perfectamente a los tratamientos en domicilio.

fisioterapia con kinesiotape
fisioterapia en el domicilio

 

La fisioterapia en el domicilio nos garantiza que el usuario no sufre esperas ni traslados dificultosos, y que tras el tratamiento puede permanecer descansando relajado en su hogar, algo que es muy recomendable tras un tratamiento. Según el efecto que queramos conseguir se pondrá con más o menos tensión, con una posición muscular específica y con un corte determinado de la venda. Se usa en diferentes tejidos; muscular, tendinoso, conjuntivo y con fines drenantes de todo tipo de edemas tanto hematomas como linfáticos o venosos.

La técnica del Kinesiotape ha demostrado gran efectividad como coadyuvante en el tratamiento de cualquier patología, es cómodo, indoloro y nada invasivo. Además sus efectos se prolongan en el tiempo más allá de la visita al fisioterapeuta.

Muy recomendable.

www.cuidadoybienestar.es

fisioterapia en el domicilio

ayuda a mayores en el domicilio

ayuda a domicilio en Madrid

 

DEPENDENCIA. LA VALORACIÓN DE LAS CAPACIDADES DEL ANCIANO

A menudo se habla de Dependencia sin que las familias tengan  acceso a demasiada información. En muchos casos no sabemos qué hay que hacer, a qué tipo de ayudas tienen derecho nuestros mayores, a dónde dirigirnos para informarnos y solicitar estas ayudas..

Cuidado de mayores y dependientes
www.cuidadoybienestar.es

En primer lugar lo más importante es que el médico (preferentemente su geriatra) haga un informe del estado general de salud y de las dificultades que puedan tener para realizar las Actividades Básicas de la Vida Diaria (Las famosas ABVD`s, tan importantes en la valoración del estado del dependiente). Este informe se entregará previa cita, al profesional de Trabajo Social de nuestra zona, normalmente en nuestro Centro de Salud o Centro Cívico.

El trabajador/a social realizará una visita de valoración para puntuar las necesidades del mayor en su domicilio y sobre esta valoración se le asignará un grado de dependencia que determinará el tipo de ayuda al que tendrá derecho.

¿Qué beneficios se obtienen del reconocimiento de grado de discapacidad o dependencia? En ocasiones puede ser un proceso largo y pesado, pero finalmente, estando bien asesorados, conseguiremos ayuda para el cuidado de nuestros mayores.

Los tipos de ayuda según el estado del anciano, serán:

-Residencia

-Centro de Día

-Ayuda en el Domicilio

-Prestación económica vinculada al servicio ( Asignación de una cantidad mensual que la familia invertirá a través de una empresa autorizada por la Comunidad de Madrid.)

Otras preguntas que pueden surgirnos:¿Es lo mismo solicitar la incapacitación de un anciano que su grado de dependencia?

Desde luego que no; el grado de dependencia nos ayuda a calcular en qué medida el mayor necesita ayuda para poder desenvolverse en las actividades básicas de la vida diaria (caminar, asearse, comer…) y la incapacitación se refiere a la decisión de retirar al anciano la capacidad legal de decidir sobre sus bienes y actividades, al entender que necesita estar protegido por no tener capacidad real para tomar decisiones por sí mismo, normalmente por demencia.

¿Cuál es la intensidad adecuada de los apoyos que se pueden ofrecer a las personas con algún grado de dependencia?

A más grado de dependencia, mayor será la intensidad de la ayuda. La solución residencial, es la ayuda más intensa, aunque no todos los mayores la necesitan, y otros desean recibir esa ayuda permaneciendo en su hogar. En este caso, normalmente la intensidad de los apoyos que se ofrecen en domicilio suelen ser insuficientes y la familia debe ampliarlos financiándolos de forma privada, con una empleada doméstica o con cuidados profesionales a través de una empresa.

¿Qué es el CHEQUESERVICIO? ¿En qué medida nos ayuda la administración en el cuidado de nuestros mayores o dependientes?

El chequeservicio es el nombre de divulgación para la prestación económica vinculada al servicio. Cuando la familia prefiere elegir el tipo de ayuda que desea, interviniendo en los horarios y el personal que atenderá a su mayor, suele optar por contratar la ayuda a través de una empresa autorizada por la Comunidad de Madrid.

www.cuidadoybienestar.es

www.madrid.org

ayuda para mayores comunidad de Madrid

dependencia y mayores

Pacientes con Alzheimer

cerebro con alzheimer cuidado ybienestar
cerebro con alzheimer
cuidado ybienestar

Todos oímos hablar del alzheimer, y es una enfermedad que a menudo se asocia a una simple pérdida de memoria por la edad. El alzheimer es un trastorno neurológico que provoca la muerte de las células nerviosas del cerebro. En general, suele comenzar poco a poco y se manifiesta en momentos de olvido o desorientación del mayor aunque también, en ocasiones, con síntomas depresivos.

La media de supervivencia tras diagnosticar la enfermedad suele ser de 8-10 años; aunque hay casos en los que se ha llegado a los 20 años de supervivencia, otro asunto es en qué condiciones se sobrevive tantos años con esta enfermedad.

La desolación del enfermo y la familia tras el diagnóstico puede ser tremenda y seguir las recomendaciones de médicos y terapeutas es de gran ayuda. También es muy recomendable acudir a alguna asociación de familiares con los que compartir experiencias y dudas. Nos ayudarán con apoyo emocional y consejos prácticos para  saber cómo actuar ante situaciones desconocidas hasta el momento. Y es que según la fase de la enfermedad vamos a encontrarnos con actitudes y problemas completamente distintos para afrontar y resolver.

La terapia farmacológica y la no farmacológica será muy importante para frenar el avance de los síntomas de esta enfermedad y preservar todo lo posible las funciones cerebrales. Por ello, aparte de seguir la medicación, será muy importante recibir terapia dirigida por  profesionales; tanto en casa como en algún centro específico para pacientes de Alzheimer. La estimulación de los aspectos cognitivos afectados ayudará a ralentizar el deterioro y la interacción con otras personas mejorará su entorno psicosocial, que normalmente se ve afectado con la enfermedad, ya que la capacidad de relacionarse normalmente con otras personas se ve muy comprometida.

En todo caso, el paciente de alzheimer sigue sintiendo y agradeciendo el cariño recibido aunque no recuerde de quién es la voz y la mano que le acompaña.

www.cuidadoybienestar.es

mayores y alzheimer

cuidado de personas en madrid

cuidado de ancianos en getafe

El ALMA DE CUIDADO Y BIENESTAR

el trabajo como cuidadores de mayores
El trabajo de cuidador de mayores en Cuidado y Bienestar

 

El Cuidado de mayores en el hogar puede ser muy satisfactorio para el profesional de la Ayuda a Domicilio.

Aunque también puede resultar un trabajo muy  complicado debido a la necesidad de ir a varios domicilios en el mismo día y tratar diferentes familias y usuarios con distintas necesidades y preferencias.

El esfuerzo y desgaste  físico y emocional del trabajador es considerable.

En ocasiones se manejan con la necesidad de cuidar de  grandes dependientes y demenciados, con la dificultad que eso implica; a veces inmersos en problemáticas familiares que terminan por afectarles directamente. Y tampoco hay que olvidar el golpe que supone la pérdida inevitable de mucho usuarios que fallecen debido a su edad o salud precaria y que deja una herida en estos profesionales que hacen de su trabajo algo muy, muy personalizado.

No nos cansamos de decir que el alma de Cuidado y Bienestar son sus trabajadores y trabajadoras, y es que esta organización tiene muchas almas; tantas como compañeros empeñados en el esfuerzo de mejorar la vida de las familias cuidando y dando calidad de vida a los mayores.

Es este esfuerzo colectivo  el que nos anima a seguir nuestro camino, el que nos muestra la importancia de la confianza que  las familias  ponen en nuestra organización y nos da la satisfacción de trabajar con grandes profesionales y grandes personas que día a día se dejan la piel en el ejercicio de una profesión que les apasiona.

A ellos van dedicadas estas palabras.

Seguid así, compañeros!!!

www.cuidadoybienestar.es

ayuda a domicilio comunidad de madrid

atención a mayores

 

ENVEJECIMIENTO Y MITO

Envejecimiento, PicassoEl envejecimiento está asociado a múltiples  prejuicios. Gran parte de ellos no son ciertos y entran en el terreno del mito.

Asociamos a los jóvenes  la belleza, la fuerza, la salud y el valor como motor de la sociedad. Por supuesto que en la mayoría de los casos puede ser así, pero igualmente las personas mayores tienen una forma particular de belleza, una gran fuerza por todo lo que han superado en la vida y una gran aportación de valor a la sociedad.

La  sabiduría de los mayores, su experiencia,  la templanza y su particular manera de restar importancia a los problemas, es un regalo para todos; y una inspiración para los más jóvenes.

A pesar de eso, incomprensiblemente, tiende a asociarse la vejez a la inutilidad, la inactividad, la desidia, la enfermedad y hoy día la población mayor se contempla como una carga social.

Es cierto que el «terremoto demográfico» ya nos está sacudiendo al aumentar el número de personas mayores imparablemente y que el tema del futuro de las pensiones está encima de la mesa y aún no se ha resuelto; pero también es indudable que la aportación de los mayores a la sociedad no se valora en su justa medida. La labor que desempeñan los abuelos cuidando y educando a sus nietos o cuidando de familiares dependientes, no está cuantificada económica ni socialmente, y en la época de crisis y paro, muchas familias han sobrevivido gracias  a la ayuda de sus padres o abuelos pensionistas.

Además, la población mayor va a convertirse en una gran masa de influencia, ya que decidirá en gran medida la elección de políticas y gobiernos y éstos tendrán que adaptar sus programas y discurso a ellos.

Muchos mayores son capaces de llevar una vida activa, tomar sus propias decisiones y relacionarse con otras personas con facilidad, incluso volver a encontrar un nuevo compañero/a. Es necesaria una visión positiva de la vejez, tanto por los propios ancianos como por el resto de la sociedad. Vejez no es sinónimo de soledad, enfermedad o dependencia. Mientras la salud lo permita se puede llevar el proceso con actividad, dignidad y disfrute.

Pablo Picasso, que dedicó las últimas horas de su vida a pintar su último cuadro, solía comentar: «Cuando me dicen que soy demasiado viejo para hacer una cosa, procuro hacerla enseguida». 

Bravo!!!

www.cuidadoybienestar.es

cuidado de mayores en Madrid

mayores 

dependencia y mayores

El impacto del Sector Social como motor económico y de bienestar social.

cuidados profesionales
Cuidado y Bienestar, cuidado de mayores en Madrid

El domicilio como lugar más aconsejable para las personas en situación de dependencia.

Hoy en día, debido a los cambios sociales y demográficos,  se plantea un cambio de paradigma para afrontar el envejecimiento. La sociedad experimenta  una sensación de  creciente dificultad para afrontar la conciliación laboral con  el cuidado de los padres mayores, hijos y dependientes.

En España, al igual que en el resto de Europa, estamos  entrando en una situación demográfica complicada debido al llamado «envejecimiento del envejecimiento». El número de mayores aumenta en relación a la población activa; y el de mayores de 80 años también, debido a las políticas de prevención de la salud y a la mejora de las condiciones de vida.

Los profesionales de Cuidado y Bienestar lo vemos a diario, usuarios de más de 100 años comienzan a ser habituales (sobre todo mujeres). La esperanza de vida se dispara y no estamos preparados para asumir los retos que este fenómeno conlleva.

Existe una problemática social asociada a esta evolución, mujeres cuidadoras familiares que abandonan su trabajo o reducen su jornada y sus expectativas profesionales para cuidar de mayores y dependientes; familiares con «síndrome de burnout», mayores que viven solos y no están debidamente atendidos, institucionalizaciones forzadas… La ayuda necesaria pasa por atender los deseos de familiares y dependientes (sobre todo de éstos últimos) y este deseo suele ser el de permanecer en su entorno el máximo tiempo posible; los Cuidados en el Domicilio se consideran entre las mejores opciones para el cuidado de mayores y dependientes. Es la opción más amable y respetuosa con el mayor, y la que evita la ruptura con su rutina diaria y evita ansiedad, desorientación  y en gran parte, procesos depresivos. 

En este terreno, se revela como imprescindible la profesionalización de los cuidados personales, donde encontramos no sólo una necesaria ayuda para los dependientes y sus familias, sino un importante yacimiento de empleo. El impacto del sector social en la economía y el empleo es enorme y el retorno de la inversión por parte de la administración es muy superior al de otras inversiones.

Todo apunta a una importante rentabilidad económica y social.

Por cada millón de euros invertido se generan entre 25 y 36 empleos estables, cuando la media de  creación de empleo de los demás sectores es de 17 puestos de trabajo. El Sector Social no es sólo una fuente de riqueza y empleo, sino de Bienestar Social como garantía del buen trato a mayores y dependientes y de la conciliación y la igualdad.

Nos quedamos con esta frase del Informe 2014 del IMSERSO sobre personas mayores en España; pero para que esto se haga realidad el Sector Social necesita un impulso económico por parte de la Administración. Estamos en el buen camino.

“EL DOMICILIO ESTÁ RECONOCIDO COMO EL LUGAR

IDÓNEO PARA LA ESTANCIA DE LAS PERSONAS

EN SITUACIÓN DE DEPENDENCIA

SIEMPRE QUE LAS CARACTERÍSTICAS  DEL ENFERMO

Y EL MEDIO LO PERMITAN»

cuidado de mayores

www.cuidadoybienestar.es

envejecimiento

La familia que sufre la Enfermedad de Alzheimer. Cuidado y Bienestar para familia y mayores.

La enfermedad de Alzheimer es un mal que afecta a toda la familia del enfermo, ya que el deterioro que se observa en el ser querido produce un profundo desgaste emocional y un sufrimiento difícil de sobrellevar. Además, la familia debe involucrarse en los cuidados y recibir, si es necesario orientación psicológica y apoyo emocional, ya que la noticia del diagnóstico puede ser un golpe muy duro tanto para el afectado como para todo su entorno. Siempre vendrá bien saber todo lo posible la enfermedad y su evolución  y saber qué cuidados puede ir necesitando la persona con el paso del tiempo.

Cuidado y Bienestar, cuidado de enfermos de alzheimer
Las familias y el alzheimer

Los grupos de familiares de enfermos de alzheimer son una herramienta muy útil para compartir experiencias y comprender la evolución de la enfermedad. De esta manera no nos sentiremos tan solos y aprenderemos recursos prácticos y emocionales para sobrellevarlo lo mejor posible.

Conforme va avanzando la enfermedad, cada vez es más difícil para el paciente  cumplir con las funciones que había desempeñado en la familia. Estos problemas se pueden suavizar, preparando el futuro y adaptando su rol familiar al desarrollo de la enfermedad. También hay que tener en cuenta los aspectos legales que puede conllevar este proceso, ya que tarde o temprano el paciente necesitará ayuda para gestionar sus asuntos, facturas, atención médica y toma de decisiones. Es muy importante asesorarse para garantizar que aunque se vea completamente impedido intelectualmente, nuestro familiar va a estar siempre protegido y vamos a poder tomar decisiones en su nombre para su beneficio.

Es además una enfermedad muy costosa económicamente para la familia, ya que la supervivencia de los enfermos de EA puede llegar a los 20 años, exigiendo rápidamente una supervisión y cuidados contínuos. Los cuidados en el domicilio pueden prolongarse bastante hasta que el deterioro físico o mental sea incompatible con la vida en casa y llegue el momento del internamiento; un paso muy duro para la familia, pero en ocasiones, necesario.

El Cuidador, especialmente si no es profesional sino del entorno  familiar, debe evitar el aislamiento, tomarse periodos de descanso para no agotarse física ni mentalmente, y prepararse para crear un entorno seguro y cómodo para los cuidados, con la atención sanitaria que le vaya pautando el médico.

Será muy importante tomar en consideración el aspecto emocional del proceso del alzheimer, tanto para el enfermo como para la familia, especialmente para el cuidador principal, que se involucra más intensamente.

www.cuidadoybienestar.es

Cuidados del enfermo de alzheimer

Familia y Alzheimer